CANDIDATURA TRADICIONALISTA

La Comunión Tradicionalista considera miembros suyos a quienes pertenecen a los círculos y asociaciones a ella adheridos, y a cuantos mantienen los principios de la monarquía tradicional (https://carlismo.es/acerca-de/ideariocarlista) y se proponen defenderlos en la práctica. No es un partido político encaminado a ejercer influencia dentro de un sistema democrático, precisamente porque rechaza de raíz semejante sistema.

El carlismo, a lo largo de su dilatada historia, no ha tenido inconveniente en oponerse al sistema desde su interior, concurriendo a las elecciones bajo denominaciones diversas. Pero siempre lo ha hecho dejando bien claro que su finalidad era establecer la constitución natural de la sociedad católica en lugar del sistema cuyos resultados se dejan sentir en España con una crudeza que evidentemente va en aumento.

Animados por ese mismo espíritu, hemos legalizado un partido político y le hemos dado el nombre de Candidatura Tradicionalista (CTRAD). Quienes, conscientes del crecimiento exponencial de las amenazas que se ciñen sobre España, se sientan identificados con el carlismo de verdad, pueden convertirse en simpatizantes de la CTRAD pinchando aquí. Estamos a su disposición en administracion@ctrad.es.